LEÑA Y FIN DE SEMANA

He visto desde lejos el autobús que te lleva todos
los viernes al pueblo, me ha parecido verte
aburrida y mirando por la ventanilla.

Leña húmeda del bosque,
concentrado de ramas
y bocas horribles
llenas de
musgo.

Leña
seca y
perfecta, leña
seca y bien apilada
cerca del coche del alcalde.

Cerca de los restos de una casa vieja,
cerca de un viejo tractor me gano el sueldo,
que no es mucho pero me da para un poco de leña.

Publicado por

Txema Maraví Artieda

Soy de mi pueblo de toda la vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *