UN PEDAZO DE INFANCIA EN FORMA DE CIGARRILLO

12036955_10206612476743918_5277478769937569761_n

Ayer cuando salía de casa
se acercó hasta mí
un niño pequeño
con cara de susto
y me dijo:

¿Me puedes comprar
un paquete de tabaco
por favor?

Al principio dudé
porque el chico era
realmente un crío
pero finalmente accedí
a comprárselo

en un bar de la esquina.

Cuando el chico se largó
pensé que quizás
estaba mal
lo que había hecho

que no estaba bien
haber comprado tabaco
a un niño tan pequeño

Y de repente recordé

mis primeros cigarrillos hechos de papel
en los porches traseros del colegio
Los primeros ducados
robados
a los padres de un amigo

fumados a cara perro
en la acequia del pueblo

Escondidos pero felices
haciendo cosas prohibidas
haciendo cosas de mayores
y siendo niños
por una maldita vez en la vida

Recordaba también
los paquetes comprados a medias
y nuestros escondrijos
cerca del río
cruzando el campo de trigo
detrás del campo de beísbol

Y aquellos pitillos al atardecer
hablando y discutiendo
con mis mejores amigos
de cosas importantes
de cosas de niños

Entonces sentí
que no había hecho nada malo
que no era culpable
por haber proporcionado
al chico
un pedazo de su infancia

en forma de cigarrillo

Publicado por

Txema Maraví Artieda

Soy de mi pueblo de toda la vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *