HISTORIA DE AMOR Y NARANJAS

tumblr_ll9fym4v1H1qejth6o1_500

Volvíamos con la compra para casa

y de repente una bolsa se rompió

y se cayó al suelo una naranja

 

La recogimos y decidimos

jugar a un juego

que supusimos divertido

 

Abandonamos aquella fruta brillante

en medio de la carretera

esperando a que algún coche

se la llevara por delante

 

Y no pasó nada de nada

 

Estuvimos media hora esperando

y aunque algún coche cruzaba

la naranja seguía intacta

en medio de la calzada

 

¡Menudo rollo!

¡Menuda patraña!

 

Nos largamos resentidos

y frustrados hacia casa

con cara de pocos amigos

y enfadados ambos

 

el uno con el otro

 

Publicado por

Txema Maraví Artieda

Soy de mi pueblo de toda la vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *