CERCA DE UNA PLUMA DE PÁJARO

Era un pobre diablo,
había tenido mala suerte

en la ciudad.

Era muy grande y rosa, era el típico puto listo
que vadea los badenes con su puto Renault Laguna,
era el típico puto listo que cierra la puerta
con llave y luego necesita rebelarse

contra nada.

Encontré su coche volcado
con las cuatro ruedas girando y mirando

al cielo,

encontré su coche volcado cerca
de una carta de la baraja,
cerca de una pluma

de pájaro.

Publicado por

Txema Maraví Artieda

Soy de mi pueblo de toda la vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *