Felicidades Lalá.

A mediados de los años 50 una tal Ingrid Bergman y Barbara Stanwyck visitaron Pamplona en pleno San fermín, dos amigos eternos de fiesta y toros caminaban su espigada figura de veinteañeros de porte y estilo, en estafetas de recuerdo y tardes de meriendas soleadas la casualidad hizo que el tropezar de la vida fuera mágica para algunos, aún sin saberlo. Dos guapas extrangeras preguntaron por las fiestas, las costumbres y el vino de roja pasión. Ejercieron de guías, comensales, compañía y sonrisas salpicadas por los dólares de pagados almuerzos, vino el paseo en descapotable, la pamela al viento el conducir de Barbara y la mejor compañia de mi genial abuelo, después cuajadas en venta quemada, de nuevo la risa y el sueño obrero que se hizo realidad por un día, la magia de los Sanfermines tal vez, tal vez fuera la suerte, el destino, tal vez fue una tarde, o no? amantes por un día de meriendas que nadie creyó, la correspondencia esta escondida en algún olvidado lugar, la hubo. Y tal vez la pasión torera de un hombre que siempre estuvo allí, el era mi abuelo un gran Big fish (me comprendereis si habeis visto el film) y hoy es su cumpleaños, felicidades Lalá. Un mito, mi leyenda viva. Un beso al cielo, te quiero jefe.
(Un video de tu Barbara)
http://es.youtube.com/watch?v=p-g0oJoBnGE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *