Inicio > General > Triunfo de la razón contra la monarquía – 2

Triunfo de la razón contra la monarquía – 2

jueves, 3 de abril de 2008

Aunque “Caduca Hoy” ya no se edita desde el 28 de diciembre de 2007, una verdadera pena (no se notificó en este blog, mea culpa), Josetxu Rodriguez sigue con el tema casi a diario en la red:

http://caducahoy.blogspot.com/

y acaba de publicar esto, sobre el triunfo contra la monarquía:

No somos delincuentes, lo dice Grande Marlaska: Fiscal General 0, Caduca HOY 2

El Juez Grande Marlaska ha dicho que no somos delincuentes y no le vamos a quitar la razón. Es la segunda vez que le ganamos el partido a la fiscalía de la Audiencia Nacional ,que generación tras generación insiste en empapelarnos por no tratar a la familia real con el servilismo al que están acostumbrados. Primero el fiscal “pepero” Fundairiño, y ahora su sucesor, el fiscal socialista Zaragoza han tenido que envainársela. La libertad de expresión en este caso nos ha favorecido más que a nuestros amigos de El Jueves, condenados y mártires del humor y a los que tenemos en nuestras oraciones. Estas tres imágenes de ahí abajo resumen el proceso de la querella que se ha alargado más de año y medio, ya que el fotomontaje se publicó en octubre de 2006, la querella se puso en enero de 2007, declaramos en julio de año pasado y han sobreseido el caso en abril de 2008. No está mal para una justicia que ha de ser entre otras cosas veloz. Al recibir esta nueva medalla de la libertad (provisional, según me temo) queremos dar las gracias a todos aquellos que nos querían ver entre rejas y a todos los que han luchado por evitarlo. Puede que algún día ambos queden satisfechos.

Nuestros guardaespaldas nos acompañaron a declarar a la Audiencia Nacional

Los tres querellados en el salón de Trofeos de la Ficalía de la Audiencia Nacional

El fotomontaje objeto de la querella. Su Majestad posa junto a Mitrofán cogorza perdido. Obviamente, y como dice Grande Marlaska, nos referimos a su majestad el oso.

Categories: General Tags:
Comentarios cerrados.