Esel al desnudo

LA televisión está desarrollando individuos nacidos para ser carne de cañón de sus concursos y realitys. Telecinco es quien mejor crea esos microclimas donde nacen, crecen y se desarrollan a su antojo. En Mujeres y Hombres y Viceversa la selección artificial hace que estos especímenes vayan creciendo en medio de gran competencia. Se trabajan el músculo del desparpajo y poco a poco van haciéndose querer por la cámara hasta que ya pueden volar y formar parte de otros concursos y otros medios. Es lo que le pasó a Reche, que ahora forma parte del elenco de Acorralados. Una de sus pretendientas de entonces también ha echado a volar. Lleva la marca de su inclasificable personalidad en su nombre: Esel Weis. Se hizo famosa por ser la que más veces ha pretendido a otros concursantes. ¿Un récord que comparable a la imbatibilidad de Valdés o la vuelta rápida de Lorenzo? Pues no. Esel Weis se va a hacer famosa por ser la protagonista de un peculiar reportaje de Halloween en Interviú. Ahí sale desnuda huyendo de un grupo de zombis, se toca de Caperucita Roja y muestra sus tatuajes más reservados.

Y hablando de vueltas rápidas y motociclismo. Las imágenes del accidente de Simoncelli en el circuito de Sepang nos dejaron tocados. Golpes así te sacan de la impresión de que un deporte (o lo que sea el motociclismo) que en televisión tiene todo el aspecto de un vídeo juego y que puede tener un final tan terrible. El domingo tocó obituario en televisión y todos aquellos que habían estado metiéndose con la agresividad aniquiladora de Simoncelli se la envainaron. El domingo, el italiano se convirtió en la mejor persona del mundo. Si no vales para caperucita y no tienes tatuajes escondidos que mostrar, solo queda morirse para que hablen bien de uno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *