Steve McQueen, ambición pura


Ya escribí sobre él con aquel título “Steve McQueen el carácter de la ambición”
http://www.noticiasdenavarra.com/comunidad/foros/weblog_entry.php?e=456

Vin, ese es el nombre en la peli de Steve McQueen, qué decir de mi otro actor favorito después de Paul Newman, su actuación de los 7 M. fue memorable, casi se come al bueno de Yull, esta enorme, tiene varios detalles (que para nada entraban en el guión) que maravillaron al director Sturges. Uno de esos momentos es cuando, al principio suben a la carreta, McQueen agita los cartuchos de la escopeta en su oído antes de cargarlos, ante la atónita mirada de Brynner que no se lo esperaba. Otro detalle es cómo mide el sol con su sombrero, se le ve con ganas, pura ambición, algo que explicaba muy bien su amigo Vaughn, que se lo pasaba pipa. Por aquel entonces la estrella consagrada era Brynner y la máxima obsesión de McQueen fue continuamente superarlo. Tuvieron una rivalidad muy fuerte durante el rodaje, pero siempre sana. Los piques eran continuos e incluso cuenta Vaughn con sentido del humor como esa rivalidad de las estrellas se trasladaba fuera del rodaje. “Un día steve me despertó a las 5 de la mañana, entró a mi habitacíon y me dijo: ese calvo cabr… has visto que pistola tiene y su caballo parece un elefante!,” sin duda esa era la diferencia entre una estrella y yo, ellos duermen con dificultad yo dormia a pierna suelta”. Nos relata Robert Vaughn.

El papel se Steve esta hecho a su medida, pues tiene el registro idóneo para poder sacar lo mejor de sí mismo, como así lo hizo ya que el peso lo lleva Yull, cosa que nuestro rubio actor lo aprovecha a las mil maravillas, fue su trampolín a la fama definitiva.
Nació en Beech Grove, en el estado de Indiana, el 24 de marzo de 1930 con el nombre Terence Steven McQueen. Nunca llegó a conocer a su padre, quien abandonó a su esposa e hijo poco después de nacer. Esto lo afectaría en su desarrollo emocional toda la vida.
McQueen creció en el estado de Misuri, en la casa de su tío, a donde su madre le había llevado. A los 12 años, era un joven muy rebelde y su tío le encomendó volver a vivir con su madre, que se había instalado en Los Ángeles.
Dos años después su madre le envió a un reformatorio, al verse incapaz de educarlo. Pronto McQueen abandonó ese lugar y vagabundeó por diversos sitios, hasta que en 1947 se alistó en los Marines. Cuando abandonó el servicio cinco años más tarde decidió ser actor y comenzó a estudiar en la famosa escuela de interpretación Actor’s Studio en Nueva York, aprovechando la ayuda económica que el estado prestaba a los militares que se reincorporaban a la vida civil.

Finalizados sus estudios, en 1955 McQueen consiguió su primer papel en Broadway. Un año más tarde ya comenzó a actuar en el cine, inicialmente en papeles secundarios. En 1958 actuó como actor principal en The Blob (película que guardo con celo), y durante los dos años siguientes apareció en una serie de televisión, lo que le valió el reconocimiento por parte de la crítica.
La película con la que se convirtió en una estrella fue, no obstante, La gran evasión, rodada en 1963, si bien ya había ganado popularidad con películas como Los siete magníficos. Fue nominado al Oscar como mejor actor principal en 1966 por The Sand Pebbles “El Yang tzé en llamas” (1966) un film memorable con un papel hecho a su medida.

Volvió a tener un éxito sobresaliente con Bullitt. Mítica la peli de Peter Yates. A partir de entonces, McQueen fue combinando papeles de acción, como en la película de carreras de automóviles Le Mans, con papeles de carácter, como en Papillon, demostrando que además de estrella era un buen actor.

Después “El coloso en llamas”, una de las mejores películas de catástrofe realizada en 1974, y en la que McQueen compartió el cartel con actores de la talla de Paul Newman, que por cierto la expectación era enorme por la posible rivalidad, y la exigencia previa de McQueen apareciendo primero en los títulos de crédito, cosa que se solucionó colocándolos a la par, una vez que comenzaron a trabajar juntos todo fue a las mil maravillas e incluso surgió una muy buena amistad, el rodaje estuvo repleto de bromas y risas. Poco después se retiró por unos años del cine.

Regresó en 1978 para actuar en An Enemy of the People, una apuesta personal de registro muy trabajado.

McQueen fue un gran aficionado de la adrenalina, de las motocicletas y de los automóviles de carreras. Amaba las máquinas y aprovechaba cada ocasión que se le presentaba para conducir él mismo los vehículos en las escenas de sus películas en las que había persecuciones de motocicletas o automóviles. En el transcurso de su carrera de actor llegó a considerar seriamente coonvertirse en piloto de carreras. Fue uno de los amigos personales del maestro de artes marciales Bruce Lee y se entrenó en Jeet Kune Do. Por cierto, y como curiosidad os diré que tanto McQueen como Coburn llevaron el feretro de Bruce Lee el día de su funeral.

Después de 1978 McQueen apareció sólo en dos películas. Murió el 7 de noviembre de 1980, a la temprana edad de 50 años, en Ciudad Juárez, México. La causa fue un ataque de corazón como consecuencia del intensivo tratamiento contra el cáncer de pulmón ya terminal al que estaba siendo sometido. Su vida sentimental fue siempre inestable, se había casado con su tercera esposa en enero de ese mismo año. Anteriormente había estado casado otras dos veces, una de ellas con la actriz Ali McGraw, en su peor época personal debido a las drogas. Ambos matrimonios habían terminado en divorcio. Con su primera esposa tuvo un hijo y una hija. Su última película fue “Cazador a sueldo” una alegoría de su propia vida como guiño final, dejando la puerta abierta a la vida con el nacimiento final de un hijo.

Filmografía:

Cazador a sueldo (1980)
Tom Horn (1980)
An Enemy of the People (1978)
El coloso en llamas (1974)
Papillon (1973)
La huida (1972)
Junior Bonner (1972)
Le Mans (1971)
The Reivers (1969)
Bullitt (1968)
El caso de Thomas Crown (1968)
El Yang-Tze en llamas (1966)
Nevada Smith (1966)
El rey del juego (1965)
Baby the Rain Must Fall (1965)
Amores con un extraño (1963)
Soldier in the Rain (1963)
La gran evasión (1963)
The War Lover (1962)
Hell Is for Heroes (1962)
The Honeymoon Machine (1961)
Los siete magníficos (1960)
The Great St. Louis Bank Robbery (1960)
Cuando hierve la sangre (1959)
The Blob (1958)
Never Love a Stranger (1958)
Somebody Up There Likes Me (1956)

En su primera peli (el griego) hace de amigo pandillero de Newman, en “Marcado por el odio”.

4 comentarios sobre “Steve McQueen, ambición pura”

  1. Entro a escribir el presente comentario, más que todo -que no es poco-, para saludar a mi amigo Marco ahora que regreso de un semanal viaje.

    También para volver a agradecerle que nos ilustre sobre el gran Steve McQueen.

    En definitiva, para decirte que uno se va siete días lejos de estos pagos, y encuentra en tu blog una cascada de refrescantes homenajes como el monumental a la legendaria película: “Doce del patíbulo“, a Yul Brynner, etcétera.

    Seguiré refrescándome con tanta novedad, Marco: das para mucho.

    Saludos. 😀

  2. [quote:4b83013b0a=”Epicuro”]Entro a escribir el presente comentario, más que todo -que no es poco-, para saludar a mi amigo Marco ahora que regreso de un semanal viaje.

    También para volver a agradecerle que nos ilustre sobre el gran Steve McQueen.

    En definitiva, para decirte que uno se va siete días lejos de estos pagos, y encuentra en tu blog una cascada de refrescantes homenajes como el monumental a la legendaria película: “Doce del patíbulo“, a Yul Brynner, etcétera.

    Seguiré refrescándome con tanta novedad, Marco: das para mucho.

    Saludos. :D[/quote]

    Me alegro de saber de ti, y que estas en forma, sinceramente no doy a basto, pero sabes que me encanta. Estas peticiones a borbotones no se tienen todos los días y hay que aprovechar el tirón.

    Saludos desde el hogar, ese al que siempre retornamos

    salud amigo–

  3. Marco 😀

    Creo que no podría decir algo nuevo, sobre mi admiración, (como actor y como hombre), del gran Steve McQueen.

    Te agradezco muchísimo, que hayas hecho este estudio y semblanza, de él, su vida, sus aficiones, y sobre todo sus películas. Con lujo de detalles. 😀

    Te estás tomando un trabajo ímprobo, con este tema de los protagonistas de la película mítica The Dirty Dozen. Es interesantísimo. Y creo que la mejor forma de agradecértelo, es leyendo detenida, atenta, y placenteramente, cada palabra.

    Ya tienes mucho que hacer por delante con ésto y otras cosas. Muchas veces no te hago más preguntas, por no abrumarte pidiendo datos, vida y obra de actores, pero para cuando tengas tiempo, yo tengo muchas preguntas que hacerte. 😉

    Hay actores y actrices, infravalorados injustamente, sobre los que me gustaría saber. De los que no suelen ser protagonistas, ni ídolos de multitudes. Pero que son unos magníficos actores o actrices. Espero “mi turno” para darte …más trabajo. 😳

    Ánimo Marco, eres el sabio y entrañable duende del cine. El maestro.
    Y tu cine, el mundo de los sueños. Donde acomodarse a gusto.
    Un gran beso y abrazo. ¡Y adelante! 😉

  4. [quote:191d434044=”Marca ACME”]Marco, eres el sabio y entrañable duende del cine. El maestro.
    Y tu cine, el mundo de los sueños. Donde acomodarse a gusto.
    Un gran beso y abrazo. ¡Y adelante! 😉
    [/quote]

    😳 😳 sin palabras

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *